Mi familia y otros animales

6

Blog de zoología

Gerald Durrell era mi ídolo de niño. Él, con sus viajes migratorios familiares, acabando en tierras remotas e interesantes, donde capturaba pequeños reptiles, insectos palo y cualquier tipo de anfibio con botes de cristal (de esos con tapón de rosca). Y su madre no le decía ni “palabra”, sobre lo de meter en casa ciertos animales de sangre fría y algo estirados.

Pero claro, eso era pseudo-ficción literaria, a lo Disney. Todos sabemos que todo lo que nos enseñaron era mentira o un fraude, princesas adineradas con tontos, feos y peludos ( he escrito lo de adineradas para desviar similitudes y comparaciones), caballeros que se enfrentaban a un reptil de 15 metros de altura por un… pico con una chiquilla que no hacía otra cosa que peinarse en un diván, etc…

En fín, que me voy de tema. Tenía (y conservo) un libro de Gerald Durrel con el título “Guía del Naturalista” (En los 90 hubiera sido “Naturalism for dummies“).

IMG_9954-001

Este libro no fué el único, pero es sin duda una gran influencia en la sensible masa cerebral de un niño. Y si lo que queréis es un hijo con quién compartir tardes de fútbol los domingos y más tarde medias maratones en la ciudad más cercana, alejadlos de esta literatura maléfica inmediatamente. Quizás todavía hay esperanza, quién sabe.

El librito en sí, es todo un alarde de actividades ideales para un niño cuya máxima obsesión es ver de cerca todos aquellos esquivos habitantes del bosque, la charcas o la costa.

Toda esta avalancha de “buenas ideas” lo que realmente provocaban era que dedicara horas a pensar cómo llevar escayola al bosque para sacar moldes de huellas, cuánto tiempo necesitaría para que fraguara y sobretodo, ¿tendrían la paciencia necesaria mis padres de esperar ese rato en medio de un sendero del bosque?

IMG_9952-001

Porque el libro no hablaba del tema más importante a esa edad: como convencer a tus tutores legales de todo el reparto de “experimentos” que proponía en sus endemoniadas hojas ( esto no lo supera ni el Necronomicon).

Por suerte, con el tiempo y la persistencia, mis padres cedieron a mis aficiones. No sé en que momento exacto fue eso, sin embargo, lo que si sé es que se abrió la caja de Pandora. A partir de ahí, todo se desmadró un pelín.

Otro día más en la zoología amateur.

El culpable de esto

6 comments

  1. Cris 12 febrero, 2014 at 06:09 Responder

    Gracias a tu desmadre, es interesantísimo caminar contigo por un bosque o meterse en el mar (y en el bar juju)
    yo monté una biblioteca, una tienda de ropa y una cafetería en mi habitación (sin licencia de alcohol, por eso). Como no me entraban los clientes (qué injusto, me costaban un montón las reformas) monté una agencia de detectives asociándome con la habitación de al lado, mi hermano, al que arrastraba lupa en mano recogiendo colillas y pelusillas de ombligo por la escalera interior del edificio… lo que tienen que aguantar los padres…. y los hermanos!

  2. Guillermo García-Saúco S. 18 febrero, 2014 at 21:47 Responder

    ¿Qué haces, describiéndome? Yo tuve la suerte de tener unos padres que potenciaban ese interés por la naturaleza y me dejaron tener de todos los animales posibles, excepto perros o cualquier otro tipo de mamífero mayor que una rata. Y esas mismas también eran mis preocupaciones, aunque lo que más envidiaba de Durrell era salir cuando le diera la gana a través de un lugar un poquito menos alterado que mi pueblo y al lado del mar.
    Enhorabuena por tu blog.
    Saludos

    • Marc Bugés 19 febrero, 2014 at 10:03 Responder

      Las limitaciones en casa eran hacia todo lo alargado sin patas y con el cuerpo frío. No hubo manera de entrar un solo ofidio en casa. Y si, el mar es uno de los medios que más satisfacciones aportan a los voyeurs de la naturaleza. ;)

  3. josepablo 5 septiembre, 2016 at 03:06 Responder

    hola, yo soy fantatico de los libros de Gerald Durrell desde la infancia; estoy buscando otros autores similares.
    Los Lobos tambien loran de Farley Mowat tambien me fascino de adolescente; el otro dia encontre a un sudaricano (creo) que es el “encantador de elefantes” cuyo libro es best seller e ingles….¿teneis recomendaciones de libros de naturaleza-animales amenos?
    Gracias

Deja tu opinión

Uoh! ¿te apetece leerte otro?

Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE