Los juguetes rotos de Tarzán.

0

IMG_4526 Sin duda, nosotros, todos, provocamos unos efectos secundarios sobre la naturaleza dignos del peor virus. Pero a veces, solo a veces, algún humano e incluso persona, decide cambiar las tornas en la medida de lo posible. Y creo que un buen ejemplo de ello es la Fundación MONA.

Este verano nos acercamos a sus instalaciones en Riudellots de la Selva ( población con nombre MUY adecuado para MONA). MONA es un centro de rehabilitación de primates (en concreto chimpancés y macacos de Berbería), aunque lo de “rehabilitación” hay que cogerlo con pinzas. Y no porque no le pongan ganas el escuadrón de voluntarios que los atienden día a día. Sino porque rehabilitar según que chimpancé con según que pasado, es básicamente evitar que se auto-lesione o lesione al resto de compañeros.

Las instalaciones para sus "invitados" son muy amplias y con cierta sensación de desahogo.

Las instalaciones para sus “invitados” son muy amplias y con cierta sensación de desahogo.

MONA es una mezcla de manicomio y geriátrico para esos animales que después de dedicar su salud mental, y en parte su físico a la publicidad o a distintos shows de televisión. Son abandonados a su pseudo-suerte en una pequeña jaula de hierro oxidado en una hacienda cualquiera, con dos o tres comidas semanales. La fundación les ofrece a estos animales un fin de vida digno y agradable, sin stress y con comida abundante. Nos contaron que el método de ingreso era el siguiente:

  1. Aparecen los del Seprona con un chimpancé alegando que si se lo pueden guardar unos días.
  2. Sin noticias del Departamento de Medio Ambiente.
  3. Sin noticias del Departamento de Medio Ambiente.
  4. Sin noticias del Departamento de Medio Ambiente.
  5. Sin noticias del Departamento de Medio Ambiente.
  6. Creo que los del Seprona no van a volver a por él. Ala! a ubicar al nuevo inquilino donde podamos.

(Todo esto recordando que MONA no recibe NINGÚN TIPO DE SUBVENCIÓN PÚBLICA y que tienen lista de espera para entrada de primates, ya que no disponen de más instalaciones). Con lo que le hacen un favor enorme al estado y este prefiere dar sobres para que sus moribundos políticos para que tengan un muy buen centro geriátrico lo que les queda de vida.

¡Que sí, que son personas! Pero también son políticos y eso les quita “algunos” puntos en mi intento de empatizar con su causa.

¡Ojo! Hay que prepararse muy bien la visita, porque a ver como le explicas con 3 años porque están ahí.

Yo entiendo que a día de hoy con la que está cayendo, hay problemas MUCHO MÁS GORDOS que unos simios viejitos y un poco zumbaos o zumbaos del todo. Peeeero, siempre hay un pero. Como mínimo la administración podría encargarse de resolver sus problemas y no cargarlos a las espaldas de fundaciones sin ánimo de lucro como MONA.

¿Que MONA se autosubvenciona? Perfecto, pero creo que ya es difícil conseguir donativos como para financiar los problemas del estado. Sinceramente creo que es una visita para hacer con niños muy interesante y además con lo poco que cobran por la visita con taller incluído, encima se participa un poquito en mejorar el proyecto o como mínimo en mantenerlo a flote.

No vaya a ser que un día el Seprona aparezca con otro “amante de los plátanos” en la puerta y se lo encuentren cerrado indefinidamente, que me veo al “amante de los plátanos” con los agentes de la autoridad en el McDonalds de la N-II mientras piensan entre hamburguesas y muffin de plátano, que hacen con su pobre amigo. IMG_4553Otro día más y quizás menos activista. Pero es que esta gente hacen un buen trabajo al margen de la administración pública y eso siempre se merece una reseña de admiración.

El culpable de esto

¿Sin opiniones?

Uoh! ¿te apetece leerte otro?

IMG_6967-001

En la mesa no hay amigos.

Este video lo capté mediante fototrampeo hace ya un tiempo. Sin duda es unos de los videos más impactantes que he conseguido directamente en el monte. Un ...
Optimization WordPress Plugins & Solutions by W3 EDGE